Banquetas rotas

Detesto del término “padres de familia”. A pesar de que soy la mamá un par de niños, me asquea que alguien me pueda aglutinar en ese grupo. Después de todo, son los “padres de familia” los que se quejan del tema de la sexualidad en los libros de texto, son ellos los que exigen que se prohiba la “comida chatarra” en las escuelas, que se multe a quien venda alcohol o cigarros a los menores, o que se cierren los antros a tal o cual hora. Pues bien, estoy en contra de este grupo de personas que pretenden imponer su moral (que a mí me parece de lo más cuestionable) en los demás y que quieren delegar su responsabilidad en las autoridades.

Yo asumo que estos padres de familia quieren ser “buena onda” a ojos de sus hijos, ser sus amigos, y dejar que el malo de la historia sea el gobierno, ese concepto amorfo y que tan bien les viene en esos casos. Es más fácil que se prohiban ciertos productos en las tienditas de las escuelas, a que un papá o mamá se faje los pantalones y le diga a su hijo: no, no te doy dinero para papitas, mírate esa panza, Paquito. Es más fácil que se prohiba la venta de alcohol o tabaco a menores, a que los sacrosantos padres de familia les limiten el dinero a sus críos o les pidan cuentas. Y más sencillo que hacer que los querubines estén a cierta hora en casa, so pena de consecuencias reales, es exigir a las autoridades que cierren los lugares de entretenimiento más temprano.

O sea, que en detrimento de la libertad de los demás (para comprar lo que uno quiera en la tiendita, para quedarse toda la madrugada en un antro, para que alguien nos venda las drogas legales de nuestra preferencia sin que tenga que temer una multa si se equivoca), y en aras de no asumir la responsabilidad de educar a sus hijos, estos padres de familia quieren que sea el gobierno quien resuelva todo. A lo mejor piensan que si el “malo”, el prohibitivo es el Estado y no ellos, podrán ser los mejores amigos de sus hijos. Ellos son buena onda, ¿no? Son permisivos, son generosos con el dinero, son ciegos a los actos irresponsables de sus retoños.

Lo cierto es que la obesidad infantil no se debe a que la llamada comida chatarra la regalan. Los niños que la adquieren traen dinero y ese dinero se lo dieron sus padres. En lugar de un sándwich y una fruta en la lonchera, hay dinero para gastar. Los jóvenes que manejan ebrios y causan accidentes donde mueren ellos o matan a otros, en su gran mayoría, no son adultos responsables que pagaban su carro a plazos y destinaban un porcentaje de su quincena a la diversión el fin de semana. Primero hubo unos padres que les regalaron o les prestaron el auto, y que les dieron tarjeta de crédito o bastante dinero para beber sin restricciones, tal vez hasta para sobornar al policía con el alcoholímetro.

Hasta que los padres asumamos la responsabilidad por los hijos que creamos, nuestra sociedad seguirá por el camino que va. Los delincuentes que vemos en las noticias, los juniors prepotentes, los sicarios, todos son hijos de alguien, que a lo mejor estuvo físicamente ausente, o prefirió ausentarse como padre, y hacerse presente sólo con dinero y el deseo de ser “amigo de sus hijos”. A esos “padres de familia” yo les tengo una noticia: sus hijos ya tienen amigos, que son de su edad, y seguramente más divertidos que ustedes. Así que mejor a educar, para que el día de mañana no tengan que vivir con la consecuencia de haber criado monstruos que, como ustedes ahora, evaden sus responsabilidades. Que muchas veces el abuso de personas de la tercera edad por parte de sus hijos, sea por violencia o negligencia, no es un acto espontáneo. Tiene sus raíces fuertes y profundas en el pasado, como esos árboles que rompen banquetas, sin límites.

2 responses to “Banquetas rotas

  1. Hola:

    Agregué tu blog “Las Alas del Alacrán” a mi espacio: marlucan.blogspot.com

    Entre mis favoritos.

    Y ya lo retomé: chécalo y me das tu opinión por favor.

    Hasta luego.

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s